fbpx

¿Cómo declarar tu alquiler en la Renta 2018?

Ha llegado el momento de hacer la Declaración de la Renta 2018 y surgen dudas sobre el alquiler. La campaña, que comenzó el pasado 2 de abril será la primera Libre de Papel, ya que la única forma de presentar la Declaración de la Renta es de manera online. La fecha límite es el 14 de mayo, y se puede presentar a través de la web o la app de la Agencia Tributaria.

Si has comprado una vivienda debes de saber que solo las propiedades adquiridas antes del 2013 tienen deducción fiscal. Ésta es del 15% sobre un máximo de 9.015€, e incluye la amortización e intereses. Si se trata de una segunda residencia, tienes que añadirla en el apartado de imputación de renta inmobiliaria.

Si tienes una vivienda en alquiler, debes de declarar los ingresos que has obtenido, y los gastos que ha producido el mantenimiento del inmueble. Cuando el alquiler haya sido vivienda de uso habitual por el inquilino, tienes un beneficio fiscal del 60%.

Si eres un inquilino de larga duración debes de saber que puedes deducir los gastos del alquiler siempre y cuando hayas firmado tu contrato antes de enero de 2015, con carácter general. La desgravación es de 10,05% de las cantidades pagadas, cuando la base imponible del contribuyente se inferior a 24.020€. Todas las CC.AA, salvo Murcia, tiene ventajas fiscales para los inquilinos. Muchas de ellas premia en casos concretos, cuando se trata de jóvenes inquilinos, discapacitados o mayores con una renta determinada.

El alquiler vacacional tampoco se salva

El fisco ha puesto en el punto de mira la defraudación de los alquileres vacacionales y de corta estancia. Si tienes una vivienda anunciada en Internet debes de saber que se están utilizando herramientas de rastreo para encontrar aquellos propietarios que han recibido ingresos y no los hayan declarado. Registran los datos de contacto que aparecen, incluido la localización del inmueble, y los cruzan con los que tienen en la base de datos.

Hay que declarar este tipo de alquiler, y hay que hacerlo bien, puesto que la Agencia Tributaria también está revisando aquellos alquileres que se registran como larga estancia, y no lo son. Los casos detectados recibirán una advertencia en la web, en el apartado de sus datos fiscales disponibles.